sábado

“Judith I” de Klimt (Mujeres en la pintura, mujeres sensuales. 8-1)

Giuditta I
Österreichische Galerie, Viena
“Judith  I” (Gustav Klimt, 1901)
Gustav Klimt realizó dos obras sobre el mismo tema: “Judith I” en 1901, en la que representa una ensoñadora y sensual mujer con las vestiduras abiertas y una túnica transparente con la cabeza ligeramente levantada y la boca entreabierta, y “Judith II” en 1909 en la que representa una mujer menos erótica y menos desafiante.
El pintor copió el rostro de una mujer de la alta sociedad vienesa, Adele Bloch-Bauer, a la que dotó de una gran modernidad para dar más fuerza a la escena y provocando la mirada al espectador como para pretender seducirlo.
La espada, atributo habitual de Judith, no aparece en la escena y la cabeza decapitada de Holofernes queda cortada por el espectacular marco dorado fabricado por Georg Klimt, hermano del pintor.
El fondo dorado imita la vegetación típica de los relieves de los templos asirios, copiando la imagen de una higuera y árboles con una forma simplificada y estilizada.
Agencia NUEVAS DIMENSIONES para la REVISTA NOVA DIMENSIÒ